LINDISIMA Spa

Buscar temas en Lindisima

Cambios en el cuerpo y edad

--
Con el paso del tiempo experimentamos cambios en nuestro cuerpo. Nuestro cuerpo está cambiando constantemente. Algunos de estos cambios pueden no gustarnos, como tender a engordar, la piel se pone más opaca etc. Pero con algunos cuidados podemos ayudar a nuestro cuerpo a mantenerse en óptimas condiciones. Continuar abajo. 


--


Cambios en el cuerpo
Entrando a la adolescencia
Algunos de los cambios más notables en nuestro cuerpo ocurren cuando entramos a la adolescencia. Nuestro cuerpo de niñas empieza a notar la presencia del estrógeno y con ello crece el busto, hay más curvas y la piel se vuelve más grasa.

En su mayoría son cambios positivos. La aparición del acné en el cuerpo puede ser problemática pero en la mayoría de los casos es fácil de controlar leer: acné en la espalda, otro cuidado es evitar las estrías.

Cambios en los 20s
Muchas mujeres experimentan cambios en los 20s porque se convierten en madres o usan píldoras para evitarlo. Puede haber cambios en el peso porque es más fácil ganar peso que en la adolescencia debido a cambios hormonales y cambios en el estilo de vida. Es tiempo para usar siempre protector solar. 

Cambios en los 30s
El metabolismo se vuelve más despacioso o sea que engordamos con mayor facilidad. La piel empieza a ponerse más seca y necesita más humectantes y cuidados. Años de exposición al sol se empiezan a notar en forma de lunares, pecas y manchas. Si no se lleva una vida activa se empieza a ver más flacidez en los músculos.

Cambios en los 40s
Los cuarenta pueden ser similares a los 30s si las hormonas están controladas. Pero para muchas mujeres algunos de los síntomas que anteceden la menopausia se empiezan a notar desde temprana edad. La piel se vuelve más delgada y seca, se gana peso con más facilidad y la flacidez aumenta si no se lleva una vida activa. Si no se ha protegido contra el sol las manchas aumentan.

Menopausia
La menopausia trae muchos cambios, entre ellos: sequedad, ganancia de peso sobre todo en el área del abdomen, aparición de más vello corporal y facial, pérdida de cabello y otras. Si se lleva una vida sana estos cambios son menos intensos y fáciles de llevar, también hay terapias medicas y alternas que ayudan a sobrellevarlos.

Con la perdida de los estrógenos se puede perder densidad en los huesos. Esto nos hace propensas a caídas y fracturas y es importante hacer ejercicio y consumir calcio para prevenirlo.

Después de la menopausia
La piel se sigue poniendo más delgada y seca. Tendemos a perder agilidad y flexibilidad haciéndonos más vulnerables a caídas, y el cabello se vuelve más fino y menos abundante. Pero con una vida sana estos cambios pueden retrasarse y no ser severos y nunca es tarde para empezar.  

Continuar: Cómo mantener tu cuerpo joven
 
  


 





Lindisima.  El punto de la belleza Integral.  Consejos de belleza, masajes, aromaterapia, yoga, dietas, ;;
meditación, maquillaje, Spa,  recetas y faciales. Belleza integral y natural. 
Copyright © 1999-2019
Lindisima.  All rights reserved.  Derechos reservados