LINDISIMA Meditaciones

Otras Meditaciones

Únete a nuestro club: Lindisima club


Si te caes siete veces levántate ocho
Proverbio japonés

--


Conozco a alguien que salio embarazada cuando estaba en la universidad. Debido a su embarazo sus padres le dijeron que trabajara para ganarse la vida. Ella consiguió trabajo y decidió estudiar de noche.  Continua abajo   


 

 

 

 
--
En aquel tiempo (hace mas de 30 años) una de las mejores universidades de USA, localizada donde vivía aun ofrecía programas nocturnos de medio tiempo. Se matriculó a medio tiempo y trabajó de día. Mientras tanto sus amigas disfrutaron la vida de solteras y de ser alumnas a tiempo completo en una universidad de menor categoría.

A mi amiga le tomó mas del doble de tiempo graduarse pero lo logró. Debido a haberse graduado de una universidad de mucho prestigio consiguió un buen trabajo fácilmente. En la actualidad gana mucho mas que sus antiguas compañeras y con orgullo puede decir el nombre de la universidad en la que estudió, se casó con un compañero de clases y tiene tres hijas.

Lo importante no es caer, es levantarse y seguir. A veces después de una caída es más difícil levantarse y pararse bien. Hay quienes se medio paran y por esta razón se caen de nuevo con mas facilidad.

Conozco a otra persona que se metió en mil problemas porque compró una casa que excedía sus ingresos. Ella pensó “trabajaré mas fuerte” pero como tenia que trabajar tanto se la pasaba a la carrera tuvo un accidente automovilístico que la obligó a no trabajar por varios meses. Con esto se lleno de deudas, con el estrés en el que vivía por las deudas, la letra de la casa etc. se volvió más propensa a accidentes. Un día puso una vela en el lugar equivocado y se le quemó la casa. El seguro pagó la casa y sus contenidos pero el humo la enfermó para siempre. Por estar corta de dinero no puede pagar seguro medico por lo que cada enfermedad y accidente la pone en mas problemas económicos y su salud no es optima. Ella vive en temor de perder la casa porque sus ingresos cada día son menores.

Esta persona se levanto varias veces, pero falló en reconocer las causas de las caídas para poder evitarlas. Cada vez que se cayó parecía que la vida le estaba diciendo “toma nota, vende la casa, no puedes en realidad pagarla” pero no escuchó. A pesar de levantarse después de cada caída falló en reconocer la fuente de sus problemas y sigue cayéndose y en cada caída se debilita más.

Es importante levantarnos después de cada caída pero también hay que reconocer las causas y aprender de ellas. La autoevaluación es vital, las lecciones que nos da la vida son para hacernos crecer y sino aprendemos de ellas nos seguiremos cayendo.

El evaluar nuestra caída no significa reclamarnos, ni echarnos culpas a nosotros mismos. El ser duros con nosotros mismos puede traernos dolor y sufrimiento innecesario e improductivo. Todos cometemos errores y todos podemos levantarnos y aprender de ellos.
 
  










 

Lindisima.  El punto de la belleza Integral.  Consejos de belleza, masajes, aromaterapia, yoga, dietas, meditación, maquillaje, Spa,
 recetas y faciales. Belleza integral y natural. 
Copyright © 1999-2018 Lindisima.  All rights reserved.  Derechos reservados

   y