LINDISIMA La  Piel

 

El cuello: el eterno olvidado

--

Nunca recordamos cuidar nuestro cuello hasta que ¡oh sorpresa! el espejo nos muestra su inesperado envejecimiento, y pasa a convertirse en el centro de nuestra atención. 
 Continuar abajo  


-

 

 

   

No esperes hasta ese momento mejor retrázalo y mantenlo hermoso y saludable   desde ahora.

Las tensiones también afectan a nuestro cuello. Esto quiere decir que un cuello tenso y rígido   de la parte trasera será un cuello flojo por la parte delantera, de la misma manera que unas mandíbulas apretadas ocasionarán la indeseable papada. Un masaje ayudará a alejar las tensiones de esta parte, también ayudaría una buena   rutina de ejercicios, el dormir sin almohada es muy aconsejable y sobretodo mantener durante el día la cabeza bien erguida.

Cuello oscurecido.
Debemos tener siempre el cuello bien limpio y protegido del sol y el frío, en ocasiones nos damos cuenta de que nuestro cuello ha empezado a obscurecer en relación con la cara y el cuerpo, en este caso haremos lo siguiente:

Exprimimos el jugo de 3 limones y con ayuda de un algodón pasar por todo el cuello sin olvidar la parte trasera, esto debe hacerse tres veces por semana hasta que nuestro cuello vulva a tomar su color natural.

Revitalizando el cuello.
Este es un tratamiento intensivo que debe hacer mínimo dos veces al mes

1.  Primero lo primero: limpiar. Puedes usar las cremas que usas para limpiar tu cara o bien puedes hacerlo con un poco de yogurt natural empapado en un algodón, después   aplica tu loción astringente, agua mineral, agua de rosas o un poco de suero oral, déjalo reposar un poco de tiempo.

2- Corta una tira de algodón de lo largo de tu cuello, previamente has preparado un té con un puñado de orégano, moja el algodón a temperatura media, y colócalo alrededor de cuello. Deja ahí 15 minutos.  

3.  Aplica una mascarilla que contenga aceite de jojoba, miel, nata fresca y leche dando masaje de la siguiente manera: del centro del cuello a tu oreja izquierda, del centro del cuello a tu oreja derecha, del centro a tu barbilla y con las palmas de la mano de debajo de tu cuello hacia tu barbilla cubriendo lo mas que puedas con tus manos.

Retira la mascarilla y enjuaga con agua fría por último aplica crema humectante, y listo. Quedarás fascinada con una agradable sensación de relajación y descanso... 

Leer notas similares:    Cuello y décolleté

Articulo proporcionado por Claudia Arellano autora del libro "Belleza Natural"

Notas relacionados

Cuidados para el cuello y escote
Cuello y décolleté
Recetas naturales para el escote y cuello

Baño de té
Consejos para la piel
 
Facial Casera
hazte una facial tu misma 
Cara
  Límpiate la piel como una profesional
Conoce tu tipo de piel

Piel cuidado
  Aprende unos trucos par cuidarte la piel en casa

 


    Lindisima.com.  El punto de la belleza Integral.  Consejos de belleza, masajes, aromaterapia, yoga, dietas, 
meditación, maquillaje, Spa,  recetas y faciales, estetica profesional, spa profesional. 
Belleza integral y natural. 
Copyright © 1999-2014 Lindisima.com.  All rights reserved.  Derechos reservados

  
eCreativa.com y Mynippon.com